El Quechquémitl, Quezquemetl, también conocido como Poncho mexicano es una prenda de origen prehispánico usada por las antiguas civilizaciones de Mesoamérica.

La palabra Quechquémitl proviene del náhuatl (lengua hablada por los antiguos habitantes de México-Tenochtitlan): quechtli= cuello y quemitl= prenda de vestir. Esta "prenda de cuello" podría ver su origen en las civilizaciones del Golfo de México.

Entre las civilizaciones del Golfo de México se encuentran los olmecas, los totonacos y los huastecos. Para más información, la exposición "Los olmecas y las culturas del Golfo de México" recala en el Museo Quai Branly de París hasta el domingo 25 de julio de 2021. Debido a la situación sanitaria actual, el museo está cerrado hasta nuevo aviso, pero puede disfrutar de una exposición virtual de estas culturas aquí.

Una prenda simbólica

Varias figurillas femeninas encontradas en las excavaciones de las zonas arqueológicas llevan un quechquémitl, que se cree está asociado a las diosas de la fertilidad y sería exclusivo de la nobleza femenina de la región de la Ciudad de México.

En cada quechquémitl hay símbolos que cuentan una historia: la del artesano que lo hizo o la de su pueblo, su comunidad, su cosmogonía. Su elaboración y composición dependerá de la región en la que se haga. Por ejemplo, en los estados de Puebla y Veracruz, los quechquémitls se elaboran en algodón y lana, regiones donde las temperaturas pueden llegar a ser frías.

En la época prehispánica, el quechquémitl era una prenda que tenía un variado simbolismo. Un ejemplo muy significativo son los dos tipos principales de quechquémitls que existían: con o sin flecos. Esto permitía saber si la mujer era soltera (con flequillo) o no (sin flequillo).

Su desarrollo

Como ya se ha dicho, la región en la que se elabora el quechquémitl decidirá la forma de hacerlo, los símbolos, el tejido o el bordado. El elaborado por las artesanas de la comunidad Mazahua, en el centro de México, será totalmente diferente al elaborado por la comunidad Tenek (Huastèques) en la Huasteca Potosina, éste utiliza bordados más coloridos.

El quechquémitl está formado por dos piezas rectangulares de tela, a menudo tejidas a mano, que se cosen para formar un poncho o una prenda parecida a un chal, que se suele llevar colgada de los hombros.

El quechquémitl con el huipil son dos prendas femeninas de origen prehispánico, que son usadas por las mujeres de diferentes comunidades durante las festividades y rituales.

Aunque su uso ha disminuido, es una prenda que ha sabido adaptarse a los tiempos que corren y, por tanto, al gusto de las mujeres modernas.

Fuentes: https://quechquemetl.wordpress.com/2017/02/24/quechquemitl/, https://www.mexicodesconocido.com.mx/el-quechquemitl-una-de-las-ultimas-prendas-de-origen-prehispanico.html

Top ampliarcruzar